Esperamos Tu Pronto Regreso Señor

¡EL NUEVO ORDEN MUNDIAL PRÓXIMO A ESTABLECERSE EN LA TIERRA SERÁ EL GOBIERNO DE MI ADVERSARIO!
AGOSTO 10 DE 2012 – 8:10 A.M.

LLAMADO DE JESÚS DE NAZARETH A SU REBAÑO

Ovejas de mi grey, paz a vosotras.

La noche está cerca, la noche es tiempo de justicia. Apresuraos ovejas rebeldes, porque el tiempo se agota, no dejéis para el último momento vuestra salvación. El colapso espiritual está muy cerca y hará perder la fe de muchos tibios; millones de almas se apartarán de mi Iglesia para seguir las enseñanzas de los fundadores de la falsa iglesia, donde todo se permitirá. Será la iglesia de la perdición que llevará a las almas a la muerte eterna. ¡Oh, cuánto está sufriendo mi Vicario por mantenerse firme en la silla de Pedro!. Las intrigas y divisiones están a punto de dar su fruto; los rebeldes buscan la forma de destronar al sucesor de Pedro, para sentar al falso papa y así abrirle las puertas de la Casa de mi Padre a mi adversario.

¡Cuánto sufro viendo la profanación de la Casa de mi Padre, mis Sagrarios serán ultrajados y mi Cuerpo pisoteado por los seguidores de mi adversario!. Todas las Casas de mi Padre serán cerradas y mi culto diario será suspendido. Los rebeldes ocuparán mis Casas y harán reformas; sustituirán mis imágenes, las de mi Madre y mis discípulos, por falsos dioses; cambiarán la doctrina de mi Iglesia y sustituirán mi Cuerpo y mi Sangre, por un pedazo de pan y mi culto diario, por asambleas. Hijos míos, allí ya no estaré Yo, absteneos de hacer parte de estos cultos; no temáis, yo os enviaré a través de mi Madre sacerdotes fieles a Mí, que celebrarán mi Santo Sacrificio y os darán de comer y de beber el verdadero Cuerpo y Sangre del Cordero de Dios.

Ovejas de mi grey, sabed que cuando esto comience a suceder debéis de empezar a buscar los refugios de mi Madre y los lugares a donde refugiaros; alejaos de las cabeceras de las ciudades y pueblos, porque como bien sabéis, será el tiempo de las persecuciones. Hijos míos, muchos de vosotros seréis traicionados por vuestros propios familiares, por eso debéis de estar en comunicación conmigo a través de mi Madre y mis profetas de estos últimos tiempos, para estar instruyéndoos cada día sobre la voluntad de mi Padre. Acordaos de lo que dice mi palabra: Heriré al pastor y las ovejas se dispersarán (Mt 26,31).

¡Oh, cuántos de los que hoy dicen serme fieles, mañana me abandonarán y cuántos de los que no me conocen volverán a Mí!. Así se cumplirán mis palabras: Muchos últimos serán primeros y muchos primeros serán últimos. (Mc 10.31).

En verdad, os digo, que sólo los que perseveren alcanzarán la corona de la vida. Si os apartáis de Mí, corréis el riesgo de perderos, porque el engañador os seducirá con sus mentiras y falsas promesas y os desviará del camino para luego lanzaros al despeñadero.

El Nuevo Orden Mundial próximo a establecerse en la tierra será el gobierno de mi adversario. Todo aquel que no se someta a sus leyes, será perseguido, torturado e incluso perderá la vida; todos aquellos que no se dejen imponer la marca de la bestia, perderán todos sus bienes, trabajo, estudio, salud y libertad. El nuevo orden mundial se apoderará de todos los bienes de mi pueblo fiel. Habrá un censo de población a nivel mundial y la información que se recoja le servirá al nuevo orden para establecer qué población es católica y cristiana; esto con el fin de ubicarlos para luego comenzar su persecución y exterminio.

Mis pequeños menores de edad pasarán a manos del estado y sus padres perderán toda potestad sobre ellos. Sabed pues que cuando sea decretado el censo debéis de huir; os instruyo pueblo mío, antes de que sucedan estos acontecimientos, para que cuando lleguen ya estéis preparados y nada os coja por sorpresa y no digáis que no estabais avisados. Preparaos pues mi Iglesia Militante, porque las trompetas están por sonar de nuevo; permaneced orantes y vigilantes, porque la hora de vuestra libertad está cerca. Arrepentíos y convertíos, organizad vuestras cuentas con Dios y ponedle orden a vuestros hogares padres de familia, para que cuando llegue el tiempo de mi justicia estéis con las lámparas encendidas y despiertos como las doncellas sensatas y podáis cenar con vuestro Señor. Mi paz os dejo, mi paz os doy. Soy vuestro Maestro, Jesús de Nazareth.

Dad a conocer mis mensajes en todos los confines de la tierra.

Enoch. Favor citar la fuente de los mensajes:

http://www.mensajesdelbuenpastorenoc.org

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: